Don’t _miss

STEM Women Congress

 

Create opportunities through science. This initiative is driven by STEM STARS.

Couldn't connect with Twitter
<We_can_help/>

What are you looking for?

>Entrevista >“Para poder llegar a la paridad en cargos de responsabilidad en las empresas tecnológicas, es imprescindible que también haya paridad en las universidades de estudios STEM”

“Para poder llegar a la paridad en cargos de responsabilidad en las empresas tecnológicas, es imprescindible que también haya paridad en las universidades de estudios STEM”

Ana de la Rosa. Directora de Proyectos de I+D+I en HP

Ana de la Rosa es madre de un niño y de una niña, y, además, Doctora en Ingeniería Industrial por la UPC y Executive MBA por IESE. Trabaja como Directora de Proyectos de I+D+I en la empresa HP con sede en Barcelona, dentro del área de impresoras de gran formato.

Como componente activa de HP Women Network y apasionada por la educación, lidera el proyecto de voluntariado “HP STEM for Girls”, que tiene como finalidad inspirar a niñas desde los 6 años hacia carreras universitarias dentro de este ámbito. Su objetivo final es conseguir que entiendan que significa trabajar dentro del mundo STEM y que opciones se abren, que escojan libremente su futuro, para que entre todos logremos un mundo más equilibrado y con acceso a mejores oportunidades profesionales.

¿Cómo crees que ha evolucionado el sector STEM en estos años? ¿A nivel social cómo se ha percibido esta evolución? 

En los últimos años, el sector STEM ha ido tomando cada vez más relevancia. La Unión Europea señala que en solo 2 años el 45% de los empleos estará relacionado con el entorno digital. Sin embargo, según el Libro Blanco de las Mujeres,editado por el Ministerio de Economía y Empresa, en Europa solo el 30%, de los aproximadamente 7 millones de personas que trabajan en el sector de las TIC (Tecnologías de la Información y de la Comunicación), son mujeres. Este es un hecho muy preocupante, puesto que está demostrado que las compañías con mayor diversidad son las que obtienen los mejores resultados. Se podría decir que sin diversidad no hay innovación, y que sin innovación no hay futuro para las empresas.

Cada vez hay más investigaciones y proyectos en todo el mundo que se encargan de entender las causas y trabajar sobre las posibles soluciones. Hay bastante consenso sobre el hecho de que se trata de un problema complejo con 3 factores altamente interconectados: Familiar, Educativo y Sociocultural. Y hay que actuar sobre estos 3 pilares para solucionarlo. Es muy importante remarcar que no es un problema de capacidad sino de ideas preconcebidas, o sesgos (propios de las mujeres y del resto de la sociedad). Acabar con los sesgos no es imposible, pero va a requerir esfuerzo por parte de todos y tiempo, puesto que parten de nuestro subconsciente y muchas veces ni nos damos cuenta de que los estamos aplicando.

Es evidente que hay una gran diferencia entre el número de mujeres y hombres ejecutivos, ¿a qué crees que se debe? 

Hay muchas razones, algunas de las más preocupantes, como la misma pregunta indica, son la falta de referentes de liderazgo femenino en puestos de dirección, lo que hace que las mujeres que todavía no están ahí se sientan poco identificadas y que sea poco motivante para ellas el querer progresar en las compañías. 

Recientemente se ha publicado el informe de Lean In y McKinsey Women in the Workplacedonde se hace un análisis muy interesante sobre estas causas. El documento dice que, aunque mujeres y hombres entren en el mercado laboral en números similares, los hombres que consiguen una primera promoción y escalar a posiciones de dirección (primer paso en una carrera directiva), doblan el de mujeres. Ellos le llaman el “escalón roto”. Por lo tanto, desde muy pronto y durante toda la trayectoria laboral, el acceso a los puestos de liderazgo está en desigualdad para hombres y mujeres. 

A todo esto, debemos sumar los sesgos, que también están presentes en los procesos de selección (decidir en base a la similaridad con el entrevistador, basar el feedback más en la apariencia y en la manera de comunicar, que, en el contenido, etc.), y además, el lastre cultural que todas llevamos encima y que muchas veces nos pone barreras en este camino.

“El programa HP STEM for Girls esuna apuesta a medio-largo plazo que nos va a beneficiar a todos, ya que, en los próximos años en Europa, se estima que va a haber una falta de más de 900.000 profesionales en el sector de la tecnología.”

Formas parte de la HP Women Network ¿De qué modo se da soporte al desarrollo profesional de las mujeres dentro de la empresa? ¿Cómo ayudáis a fomentar el interés de las chicas por las carreras tecnológicas? 

La HP Women Networkse fundó con el objetivo de motivar a todas las mujeres de la empresa a mejorar su carrera profesional a través de programas de mentoría, la visibilización de referentes y la construcción de redes seguras donde compartir experiencias y aprendizajes. Aunque el target principal son las mujeres, desde el principio se decidió abrir a todos los empleados de la compañía y, en la actualidad, los hombres participan en casi todas las actividades que organizamos. Todos debemos ser conscientes de la correlación directa que existe entre el éxito de las compañías y la diversidad, e ir de la mano en este tema.

Una vez empezamos a trabajar en este proyecto, pronto nos dimos cuenta de que, para poder llegar a la paridad en cargos de responsabilidad en las empresas tecnológicas, es imprescindible que también haya paridad en las universidades de estudios STEM. Por esta razón, hace algo más de un año fundamos oficialmente el programa HP STEM for Girls, el cual lidero con un equipo de coordinación de otras 10 mujeres. Desde entonces, y gracias a las más de 100 voluntarias que colaboran, en su gran mayoría ingenieras, hemos interactuado con alrededor a 3.500 niñas y niños, y dedicado más de 2.200 horas a diversas actividades. Aunque, el foco principal son las niñas, también hacemos actividades en las que participan niños. Es una apuesta a medio-largo plazo que nos va a beneficiar a todos, ya que, en los próximos años en Europa, se estima que va a haber una falta de más de 900.000 profesionales en el sector de la tecnología.

En algunos sectores, conceptos como el techo de cristal o la brecha salarial son muy evidentes, ¿crees que en el ámbito STEM también es así?   

Sé que en HP no hay brecha salarial en puestos de un perfil común y de la misma responsabilidad, pero si en general, hay más hombres que mujeres en STEM, y estos son promocionados en mayor proporción, al final acabarán ganando más dinero. 

Vuelvo a citar el estudio de Lean In y McKinsey sobre el escalón roto. Es fundamental solucionar ese primer escalón roto que hace que las mujeres tarden más en llegar a esa primera promoción ¿Cómo? Aplicando políticas de empresa que tengan este hecho en consideración y que proporcionen prácticas de contratación imparciales, oportunidades y equidad para todos, apoyo y patrocinio de los directivos, etc.

Asimismo, la principal barrera en STEM es la falta de masa crítica desde la base. Si en la universidad no hay mujeres, difícilmente podremos llegar a una paridad en la empresa en cualquiera de los niveles profesionales. 

“La principal barrera en STEM es la falta de masa crítica desde la base. Si en la universidad no hay mujeres, difícilmente podremos llegar a una paridad en la empresa en cualquiera de los niveles profesionales.”

¿Qué otras desigualdades o discriminaciones piensas que están presentes en el sector? 

Para tratar el problema desde la base, un vector muy importante es el enfoque de las materias STEM y el tipo de docencia que se da en los colegios y en las universidades. Afortunadamente, ya hay varias iniciativas fantásticas que están trabajando en esta dirección. En HP también ponemos nuestro granito de arena, organizando una competición de programación para estudiantes que se llama HP CodeWars. Además, colaboramos con proyectos como INSPIRA de Deusto, Technovation Challenge, Fundesplai, Inspiring Girls, Green Light for Girls, The Hour of Code, etc. 

Muchos profesores son conscientes de que, para conseguir que las niñas se interesen por las materias STEM, estas deben impartirse desde un enfoque diferente al que se ha utilizado hasta ahora. Este es un hecho muy relevante que esperamos que todos los profesores vayan internalizando y poniendo en práctica. 

Por otro lado, las universidades deben conseguir que las pocas mujeres que empiezan también acaben sus estudios, que no los abandonen. Me consta que se están haciendo grandes esfuerzos en este sentido, ofreciendo programas adaptados a las nuevas generaciones. Necesitamos profesores conscientes del problema y con herramientas suficientes para motivar, incluir y acompañar a las chicas que están en minoría durante su paso por un entorno universitario, aún muy masculinizado hasta el día de hoy. 

¿Qué obstáculos has tenido que superar para llegar donde estás en tu carrera? 

Algunos de los obstáculos con los que yo me he encontrado son comunes a los de muchas otras mujeres dentro del entorno tecnológico, empezando por estudiar una carrera universitaria que ninguna amiga mía había escogido, o asistiendo a clases de casi 100 estudiantes, donde éramos solamente 5 chicas. Otra anécdota que ilustra muy bien esta realidad sucedió en uno de los primeros procesos de selección a los que me presenté, donde me comunicaron que a pesar de ser una muy buena candidata, me descartaban porqué consideraban que las condiciones de la fábrica eran demasiado duras para una mujer. Estoy casi segura de que esto ya no pasa en la actualidad.

Aunque sea un tópico, en el momento en el que realmente tomé consciencia, mi gran baño de realidad, lo tuve con la llegada de la maternidad. A mi me gusta mucho mi trabajo y estaba acostumbrada a dedicarle muchas horas, incluso fines de semana cuando era necesario, no me importaba cambiar mis vacaciones o viajar cuanto hiciese falta según las necesidades del negocio. Pero un día llega el embarazo, a veces con complicaciones, la baja maternal, la recuperación física y psicológica del parto, la lactancia, el momento de la separación del bebé al volver a trabajar, las visitas al médico, entre muchas otras cosas… Aparte de reajustar tus horarios y tu disponibilidad a la nueva situación, necesitas gestionar sentimientos muy nuevos y a veces muy contradictorios. Es un obstáculo interno en el que muchas de nosotras ni tan siquiera pensamos, hasta que no lo vivimos. 

“Las empresas y los buenos directivos han de entender y saber gestionar el trabajo técnico, pero es fundamental que también reciban formación sobre cómo tratar y dar apoyo a sus empleados en sus necesidades particulares de equilibrio entre la vida personal y profesional, más allá de ser hombre o mujer.”

En mi opinión, es importantísimo que las empresas de hoy vayan más allá de la flexibilidad horaria y de los tickets guardería. Cada empleado y sus circunstancias son únicas. Las empresas y los buenos directivos han de entender y saber gestionar el trabajo técnico, pero es fundamental que también reciban formación sobre cómo tratar y dar apoyo a sus empleados en sus necesidades particulares de equilibrio entre la vida personal y profesional, más allá de ser hombre o mujer. En el caso de las mujeres, empezar a hablar desde el embarazo, entendiendo como se siente durante esa fase, posteriormente ofreciendo planes de reincorporación después de una baja maternal y finalmente manteniendo una comunicación abierta sobre cómo ir adaptando las diferentes etapas a partir de su vuelta.

¿Cómo consigues conciliar la vida familiar con tu trabajo? 

La conciliación familiar es un proceso de aprendizaje que va evolucionando según las necesidades de cada momento. En mi caso, la política de flexibilidad de HP ha ayudado mucho. Además, es una empresa grande en la que se van abriendo oportunidades en diferentes departamentos con bastante frecuencia, y eso te permite adaptar responsabilidades, viajes, horarios, etc. Pero en realidad, lo que más me ha ayudado ha sido formar parte del Women Network de HP, un entorno con el objetivo claro de apoyar, compartir experiencias y aprendizajes particulares de las mujeres. Me siento muy afortunada y agradecida porqué tengo compañeras admirables, que me han ayudado mucho y guiado en momentos en losque he tenido que tomar decisiones importantes.

Con tu experiencia, ¿qué consejo darías a las mujeres que se interesan por las carreras STEM? 

Qué no duden ni un minuto, que vayan a por ello. Que encuentren un propósito que les apasione y que sepan que a través de unos estudios en el área de STEM van a tener un futuro lleno de oportunidades, con impacto en la sociedad y con acceso a buenos salarios, una suma de cosas que las va a hacer más felices. 

Y, sobre todo, que no tengan miedo, a pesar de que probablemente serán pocas las que tengan ese interés, aunque sus amigos, su familia o la sociedad pueda en algún momento cuestionarlas, que nunca, nunca, se dejen influir por ello.

Share This