Don’t _miss

STEM Women Congress 2021

10 y 11 de NOVIEMBRE 2021

ONLINE y PRESENCIAL (espacio por determinar)

<We_can_help/>

What are you looking for?

septiembre 2021

Andrea Aguilella, poniente en el pasado STEM Women Day, es una joven ingeniera con una increíble trayectoria profesional. Después de graduarse en Ingeniería de Tecnologías Industriales por la Universidad de Vigo, Andrea obtuvo una calificación de sobresaliente por su trabajo final del Máster de Ingeniería Industrial que cursó en la Universitat Politécnica de Catalunya. Su pasión por el espacio la llevó a formar parte del diseño mecánico y del análisis estructural del proyecto FSSCat, con dos nanosatélites galardonados por la Agencia Espacial Europea (ESA); además de desarrollar una aplicación para ayudar a las personas a hablar en público, por la que ganó el Primer Premio Nacional del programa Yuzz para jóvenes emprendedores y un viaje a Silicon Valley. Actualmente, Andrea reside en Escocia, donde trabaja como ingeniera mecánica, también en el sector espacial.

Las chicas representan sólo el 35% del alumnado matriculado en los estudios de las áreas relacionadas con STEM. ¿Qué es lo que está fallando? 

Está fallando el contexto terriblemente sexista desde el inicio. Un contexto peligrosamente sutil en el que desde que tenemos consciencia se asocia la tecnología más a los chicos, relegando la imagen estándar de chica o niña a actividades alejadas de la ciencia. El interés por el mundo STEM no surge esporádicamente al escoger carrera a los 18 años, sino que se cultiva desde muy atrás. 

¿Qué persona o personas te han ayudado a desarrollar tu carrera profesional y en qué contexto?

En primer lugar, mis padres, por facilitarme la posibilidad de estudiar y dedicarme a ello de pleno. Ya más adelante me gustaría mencionar a Clàudia Jorge, mi responsable en mi primer trabajo no ligado con la universidad, y de quien aprendí mucho acerca de la realidad de la empresa.

Actualmente, formar parte de Comissió Equitat, Tecnologia i Futur del Colegi d’Enginyers de Catalunya me está aportando, gracias a las mujeres que la forman, una visión del mundo profesional desde la experiencia y el sentido común con la que también siento que crezco. 

“Desde que tenemos consciencia, se asocia la tecnología más a los chicos, relegando la imagen estándar de chica o niña a actividades alejadas de la ciencia. El interés por el mundo STEM no surge esporádicamente al escoger carrera a los 18 años, sino que se cultiva desde muy atrás.”

¿Has tenido que superar algún obstáculo para llegar dónde estás en tu carrera? ¿Cuál?

Actualmente me encuentro trabajando en el sector espacial, que es mi vocación. Sin embargo, fue difícil el camino para descubrir que esa ilusión por el espacio podía ser una salida profesional, así como “apostarlo todo” por dedicarme a algo que desde fuera podía sonar inaccesible o fantasioso. En cualquier caso, he tenido la suerte de crecer en un ambiente muy sano y con recursos que me ha alejado de los verdaderos obstáculos que encuentran muchos profesionales y en especial muchas mujeres. 

¿Qué peso crees que tiene la inclusión y mención de mujeres STEM referentes para las estudiantes? 

Es crucial. Por una parte, entender que mujeres en el STEM ha habido siempre, pero que sus propuestas han quedado ensombrecidas o directamente ocultas. Me gusta esa frase que dice <“anónimo” es nombre de mujer>. Y, por otro lado, reivindicar también a las mujeres corrientes que se dedican a las carreras STEM y que son los ejemplos que en la vida cotidiana más pueden indirectamente inspirar. Porque así además se romperá otra barrera, que es la de permitirse ser mediocre. Ser mujer STEM y equivocarse, ser mujer STEM y no ser excepcional.

Hay que reivindicar también a las mujeres corrientes que se dedican a las carreras STEM, y que son los ejemplos que en la vida cotidiana más pueden indirectamente inspirar. Porque así además se romperá otra barrera: la de permitirse ser mediocre. Ser mujer STEM y equivocarse, ser mujer STEM y no ser excepcional.

¿Cuál crees que será la tendencia en un futuro en relación a la mujer en las carreras STEM? 

Hay mucho camino por hacer, pero quiero pensar que no sólo se logrará un aumento del número de mujeres en el mundo STEM, sino que también aumentará la relevancia de sus cargos. Me parece estupendo cómo actualmente una imagen de una empresa, también en el sector tecnológico, chirría cuando todos los cargos de responsabilidad son hombres. Porque el talento está en mujeres y hombres por igual, así que es estadística que esto se refleje en estos puestos.  

¿Qué consejo darías a las mujeres que se inician en el sector? 

Les aconsejaría que no se exijan más y que no sientan que tienen que demostrar más por ser mujeres. Que el mundo STEM es al final una oportunidad de aprender y de hacer lo que nos gusta a través de la tecnología y nunca debe ser una carga sino una herramienta más. Personalmente, a mí me apasionaba el espacio, trabajar en el sector como ingeniera mecánica ha sido mi oportunidad de acercarme al espacio gracias a la tecnología.